AFIP investiga a Monotributistas que bajan su categoría

Monotributistas que bajen de categoría serán investigados

Según el régimen los Monotributistas que bajen de categoría deberán seguir informando por otros 6 cuatrimestres los datos sobre los alquileres cancelados y la energía eléctrica consumida.

Desde el mes de Septiembre los Monotributistas que facturen más de $12000 pesos al mes tienen que presentar en AFIP el detalle de alquileres cancelados y energía eléctrica consumida entre el período de septiembre y diciembre del corriente año.  Además vence el plazo de recategorización.

Cuando los datos son procesados la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) podrá empezar a investigar a los Monotributistas que se bajaron de las categorías más altas.

Pero según el marco legal vigente, los Monotributistas que reduzcan su facturación a menos de $12000 mensuales ($144000 al año) deberán seguir presentando durante los próximos dos años los datos de alquileres y energía utilizada.

Con este mecanismo la AFIP busca evitar que las escalan más altas evadan sus obligaciones fiscales bajándose de categoría. Por ejemplo con el sistema de Factura Electrónica el fisco puede evaluar quiénes están en las escalas más altas.

La solicitud de información sistemática de las operaciones con los principales clientes y proveedores y el requerimiento de datos sobre el alquiler del local comercial o del vehículo de transporte, le permite a la AFIP efectuar cruces informáticos entre ingresos y gastos de los distintos contribuyentes.

De esta manera se puede saber si un monotributista puede permanecer en el régimen o deben inscribirse a IVA y Ganancias por haber excedido los parámetros de régimen simplificado.

En caso de encontrar irregularidades el castigo es la exclusión del Monotributo. La misma opera de pleno derecho y apunta a detectar en forma temprana maniobras de evasión.

El primer paso de la AFIP es constatar que se den algunas de las siguientes situaciones:

Que se adquieran bienes o realicen gastos personales por un importe mayor al monto de ingresos anuales máximos admitidos para la categoría en la que estén registrados.

Que se registren depósitos bancarios, debidamente depurados, por un importe igual o superior al monto de los ingresos brutos anuales máximos permitidos para la categoría en la que estén encuadrados.

Cuando se constata la condición, AFIP avisa al contribuyente adherido que queda excluido del pleno derecho del régimen de Monotributistas.

Además si la persona que es dada de baja es socio de una sociedad de hecho o comercio, la misma resultará extensiva a dicha compañía.

La lista de sujetos excluidos se publicara en la pagina web de la AFIP y en el Boletín Oficial , consignándose los datos referidos a “denominación del contribuyente” y “número de CUIT” correspondiente.  Dicha exclusión quedara reflejada en la Constancia de Inscripción” del contribuyente en el sistema registral.

Los monotributistas excluidos pueden consultar los motivos y elementos de juicio que acreditan el acaecimiento de la causal respectiva accediendo al servicio: Monotributo – Exclusión de Pleno Derecho en la web de AFIP.

Esta exclusión puede ser apelada dentro de los 15 días de la publicación en el Boletín Oficial.

El recurso de apelación debe presentarse ante la AFIP mediante transferencia electrónica de datos accediendo al servicio “Monotributo – Exclusión de Pleno Derecho”, opción “Presentación de Apelación”, del sitio web del organismo de recaudación.

Como constancia el sistema emite un acuse de recibo junto con un número de solicitud que demuestra que se considera formalmente el recurso solicitado.

Si se comprueban errores, inconsistencias o archivos defectuosos, la presentación es rechazada automáticamente y se generara una constancia.

Luego la AFIP evaluará la situación de los Monotributistas según los datos suministrados y llegado el caso puede requerir documentación para poder resolver el caso.

En la actualidad la AFIP puede excluir del padrón de Monotributistas a personas y empresas que se refugien en el régimen simplificado para evadir.

Pero esto no significa que esa sea la última palabra. Hay un procedimiento que permite cuestionar este tipo de decisiones.  El fisco creó un mecanismo online para que los contribuyentes afectados puedan realizar su descargo.

Esta herramienta se llama: “Exclusión de pleno derecho disconformidad” y sirve para que los Monotributistas que sean informados tengan la opción de iniciar un reclamo para demostrar que la medida es errónea.

Los plazos que se establecen para presentar la disconformidad son dentro de los 10 días posteriores a la notificación por medio del sistema de reclamo de la página web. Como constancia se entrega un acuse de recibo y un número de solicitud.

Luego ir al servicio “Monotributo – Exclusión de pleno derecho” y verificar el ingreso de información y la solicitud generada.

La reglamentación deja en claro que el sistema rechazará la presentación de disconformidad cuando se detecte alguna de las siguientes situaciones:

  • No se haya declarado ante la AFIP un código de actividad vinculado con la que fuera efectivamente desarrollada, o se haya declarado incorrectamente la misma.
  • Se registre un domicilio fiscal denunciado o declarado que no corresponda
  • El sistema admitirá sólo una presentación por tipo de solicitud, hasta que la misma sea resuelta.

Luego la AFIP tendrá para verificar en un plazo de 20 días a partir del día siguiente a la aceptación formal, los datos provistos por los Monotributistas y puede ser el caso que se pida información adicional para poder tomar una decisión sobre el caso.

Si al enviarse la notificación el domicilio fiscal del monotributista fuera incorrecto, se desistirá el planteo de disconformidad y AFIP procederá al archivo de presentación.

Una vez analizada la información, AFIP dictará una resolución:

  • Declarando perfeccionada la exclusión de pleno derecho del Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes (RS), haciendo constar los elementos de juicio que acreditan el acaecimiento de la causal respectiva, la fecha a partir de la que surte efectos la exclusión y el alta de oficio en el régimen general de impuestos y de los recursos de la seguridad social.
  • Haciendo lugar a la disconformidad presentada por el contribuyente, ordenando el archivo de las actuaciones pertinentes.

Si la misma fuera negativa, los Monotributistas podrán interponer un nuevo recurso de apelación que deberá ser presentado ante el funcionario que dictó el acto recurrido dentro de los 15 días de su notificación.

A su vez, el fisco aclaró que estas resoluciones administrativas tendrán fuerza ejecutoria una vez que:

  • Sean consentidas expresamente por los Monotributistas o cuando adquieran la condición de firmes por no haberse interpuesto el recurso de apelación correspondiente.
  • Se notifique la resolución denegatoria del recurso de apelación, en su caso, con lo que se considerará agotada la vía administrativa. En este supuesto, las sanciones aplicadas se mantendrán en suspenso hasta tanto sean confirmadas por resolución judicial firme de cualquier instancia.

Por último AFIP publicará la nomina de los Monotributistas excluidos en el Boletín Oficial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *